Conceptos esparcidos

Fidem qui perdit, perdere ultra nihil potest.

Breve noticia de la manifestación francesa en repulsa al ‘matrimonio’ homosexual con alguna reflexión que, al cabo de ella, me trae a la cabeza el inicio del pontificado de Francisco

leave a comment »

France Gay MarriageFRANCE/

Manifestación celebrada ayer en París en contra del “project Touraine”.

Ayer se celebró en París una multitudinaria manifestación de repulsa contra el llamado “project Touraine” que es como allí llaman a la ley que sanciona el “matrimonio” homosexual. Atendiendo a la reseña de su noticia en Action française y fijándome en la primera de las fotografías que aquí acompaño, en la que la casualidad ha querido plasmar su paso al lado de un cartel publicitario en el que aparece la fotografía del papa Francisco, he dado en pensar que a los católicos nos hubiera gustado escuchar en labios del Santo Padre en este inicio de su pontificado —aparte de obviedades, lugares comunes y frases “facilonas” tales como que “el poder del Papa está para servir a los pobres” o que “los responsables políticos son custodios del medio ambiente”— alguna referencia a asuntos arduos de este tipo que son los que verdaderamente enfrenta el mundo de nuestros días a la Iglesia católica, dejando aparte otros ámbitos, en el ámbito de lo moral.

Hasta ahora, no hemos tenido la satisfacción de ver al Santo Padre afrontando estas cosas. Quizá sea demasiado pronto y la explicación de ello sea la procedencia del Papa, alejada de esta Europa tan decadente. Alejada, de momento, porque, a la velocidad que avanza el mundo y en la dirección que va, estas aberraciones que hoy corroen a Europa, muy pronto infectarán cualquier tierra que no esté protegida por una religión firme, convencida de sí misma, conocedora de su grandeza y despreciadora de los “gestos a la galería”.

Preocupado yo por estas cosas y atendiendo de manera apresurada a los pocos libros que ha escrito, hasta ahora, el santo Padre, encuentro en uno de ellos, El jesuita, una frase suya muy esperanzadora:

“Confieso que, en general, por mi temperamento, la primera respuesta que me surge es equivocada. Frente a una situación, lo primero que se me ocurre es lo que no hay que hacer. Es curioso, pero me sucede así. A raíz de ello aprendí a desconfiar de la primera reacción. Ya más tranquilo, después de pasar por el crisol de la soledad, voy acercándome a lo que hay que hacer”. (El jesuita. Conversaciones con el cardenal Jorge Bergoglio. 2010).

Confiemos, pues, que el Santo Padre haga una segunda reflexión acerca de lo que se le ha venido encima y atienda a los verdaderos problemas a los que debe de hacer frente la Iglesia católica que a él le ha tocado dirigir.

***

EL VATICANO - PAPA BENEDICTO XVI

Add to FacebookAdd to DiggAdd to Del.icio.usAdd to StumbleuponAdd to RedditAdd to BlinklistAdd to TwitterAdd to TechnoratiAdd to Yahoo BuzzAdd to Newsvine

Written by Carlos Muñoz-Caravaca Ortega

26 marzo, 2013 a 17:03

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s